Entrevista: Carlos Pérez Strauss (2012)

Pianista carabobeño nacido en la ciudad de Valencia. Inició sus estudios musicales a temprana edad con las profesoras Luisa Herminia de Celis y Nieves de Acosta. Años más tarde ingresa a la escuela de música “Sebastián Echeverría Lozano” de su ciudad natal bajo la dirección de la profesora Elsa Leidinger de Martínez. Posteriormente realiza estudios con los destacados pianistas venezolanos Arnaldo García Guinand y David Ascanio obteniendo finalmente el título de Profesor Ejecutante de Piano en el Conservatorio Nacional de Música "Juan José Landaeta" en la ciudad de Caracas. Realizó también estudios de clarinete y saxofón como segundo instrumento con el maestro José Calabrese. Sus presentaciones incluyen recitales en importantes salas, dos giras nacionales y actuaciones como solista invitado por reconocidas orquestas venezolanas. Pérez Strauss ha participado en numerosos talleres de perfeccionamiento pianístico e interpretación musical con notables intérpretes venezolanos y extranjeros, recibiendo elogios en las clases magistrales dictadas por los maestros Abraham Abreu, Guiomar Narváez, Judith Jaimes, Frank Fernández y Walter Blankenheim. En 1992 viaja a los Estados Unidos de Norteamérica, donde realiza estudios avanzados de interpretación musical en la ciudad de Filadelfia bajo la dirección de la eminente profesora Raquel Adonaylo Peniazek y posteriormente con la doctora Nancy Roldán de la Universidad de Maryland UMBC en la ciudad de Baltimore, donde es invitado a representar a Venezuela ofreciendo un recital de piano en la presentación multimedia SOUNDS AND SIGHTS: SOUTH AMERICA (sonidos e imágenes de América del sur) realizada enel “Fine Arts Recital Hall”, también formó parte como saxofonista del ensamble de jazz de esa universidad: “UMBC Jazz Ensemble". Pérez Strauss grabó en el mes de noviembre de 2001 con la Orquesta de Cámara de la Universidad de Carabobo un disco compacto interpretando el Concerto Grosso Nº 1 para orquesta de cuerdas con piano obligado del compositor Ernest Bloch, posteriormente, en Junio de 2002 un CD interpretando Danzas y Valses Venezolanos para piano y recientemente dos preludios para piano del maestro Gonzalo Castellanos Yumar. En enero de 2004 le fue conferida la Condecoración SOL DE CARABOBO en su segunda clase yen Junio de 2007 la Condecoración “Batalla de Carabobo”. En la actualidad se desempeña como pianista y clavecinista de la Orquesta de Cámara de la Universidad de Carabobo y Subdirector de la Banda Sinfónica 24 de Junio, instituciones con las cuales mantiene una intensa actividad de conciertos.

 

¿Existía alguna tradición musical en su familia?

Mi padre, Carlos Pérez Romero - fallecido hace ya diez años, de profesión odontólogo - cultivó desde su infancia amor por la música, estudiando simultáneamente con el bachillerato estudios en la escuela de música “Sebastián Echeverría Lozano” bajo la dirección de los maestros Miguel Pineda en teoría y solfeo, Gyula Bando en violín, e Historia de la Música y Estética con el maestro Esteban Nadas y además fue integrante del Orfeón Valencia conducido por el maestro Bando. De manera que no era difícil suponer que sembraría en mí desde niño el amor por el piano, instrumento que eligió para mí y el violín para mi hermana. También uno de mis tíos, además de profesor de inglés en la Universidad de Carabobo - lamentablemente fallecido - alcanzó buen nivel pianístico y por lo tanto en casa siempre la música estuvo presente en conversaciones y largas audiciones musicales y tertulias. Años más tarde mi padre fue violinista fundador e integrante de la Orquesta de Cámara de la Universidad de Carabobo durante 23 años, miembro de la Orquesta Sinfónica del Estado Aragua y miembro de la Comisión de Música del Ateneo de Valencia.

¿Qué profesores han dejado huella en usted?

Una sencilla respuesta: todos, indudablemente todos; cada uno de los maestros que se han cruzado en mis estudios musicales han dejado una indeleble huella durante el proceso de mi aprendizaje, aunque jamás olvidaré la primera tarde en casa de la profesora de piano Nieves de Acosta, quien fue mi primera profesora de piano y quien amorosamente me indicaba aquella tarde el nombre de las notas que correspondían a las diferentes teclas del piano. La profesora de origen peruano Elsa Leidinger de Martínez también sembró en mí el amor por la música de cámara cuando realicé en la escuela Sebastián Echeverría Lozano de nuestra ciudad estudios bajo su dirección. No puedo dejar de mencionar a Arnaldo García Guinand y David Ascanio quienes años más tarde impulsaron fuertemente mi desarrollo de la técnica para abordar obras de gran envergadura dentro de la literatura pianística.

¿Y otros músicos con los que haya compartido?

Además de los numerosos cursos de interpretación musical con destacados maestros nacionales y extranjeros que he realizado - gracias a Dios - ha sido una fortuna haber tenido un padre músico ya que mi casa era visitada frecuentemente por grandes personajes de la música que eran sus amigos: el gran violinista y pedagogo venezolano José Francisco del Castillo; el destacado violinista franco-venezolano Maurice Hasson quien ensayó infinidad de horas sus recitales y conciertos cuando visitaba nuestra ciudad de Valencia; el gran cantante Alfredo Sadel ensayó muchas horas en mi piano así como los destacados pianistas Frank Fernández, Gabriela Montero, Arnaldo Pizzolante, Jesús María Gallastegui y el destacado clavecinista venezolano Abraham Abreu. Walter Blankenheim, pianista alemán, dictó en casa clases magistrales de interpretación pianística; en fin, me sentía orgulloso de que mi casa era un recinto de la cultura donde tuve la oportunidad de escuchar a grandes artistas nacionales e internacionales y aprender mucho de ellos.

 

¿Cuáles son sus ídolos en el piano, en cuanto a composición y ejecución?

Para referirme a mis intérpretes favoritos siempre hago una simpática comparación entre la medicina y la música: difícilmente un solo médico - por brillante que fuere - puede dominar toda la anatomía humana y especializarse en todas las ramas de la medicina, por eso buscamos especialistas: otorrinolaringólogos, oftalmólogos, cardiólogos, nefrólogos y pare usted de contar; pues bien, en música no es muy diferente y hay maestros especialistas en diversos estilos y compositores, de manera que selecciono meticulosamente a especialistas y famosos intérpretes para escuchar a Mozart, a otros para Chopin o a Bach, etc., de manera que no hay un intérprete único para todo el universo musical así como tampoco un compositor favorito, sería muy aburrido comer única y diariamente tu plato favorito.

¿Tiene alguna afición aparte de la música?

Practico el tenis de mesa, deporte de poco riesgo físico y sin ninguna contraindicación para las manos, a diferencia de las artes marciales o el bowling que pueden resultar nocivos para la elasticidad de las manos. El tenis de mesa me permite mantener un poco de actividad física ya que el piano es un instrumento que te obliga a permanecer muchas horas sentado. Me gusta mucho el cine y sobre todo las buenas películas referentes a la música y las artes en general.

¿Qué piensa del movimiento pianístico y musical en general en la ciudad de Valencia?

Confieso que durante muchos años he sido muy pesimista en relación al desarrollo pianístico en nuestra ciudad porque no contamos con pianos adecuados ni salas con pianos para poder ofrecer recitales y conciertos, poco estímulo económico para vivir exclusivamente del piano clásico en nuestra ciudad y país en general, pero confieso con mucha sinceridad y con un incipiente optimismo que me alegra muchísmo la iniciativa de tres destacados jóvenes colegas pianistas quienes han instaurado con mucho esfuerzo e ilusión en nuestra ciudad el Festival de Piano de Valencia, ya arribando en 2012 a su tercera edición, de manera que Valencia tendrá que escribir en su historia musical que Francisco Hernández, Juan Carlos Muñoz Meier y Stalin Linares son tres valiosos músicos que están sembrando pianistas y amantes del piano en nuestra ciudad. Lo que les aconsejo a mis tres colegas es que prosigan y no pierdan jamás el entusiasmo y así de esta manera el resultado en cuanto al apoyo económico de los diversos gerentes culturales no se hará esperar demasiado debido al éxito que está obteniendo este importante festival.

 

¿Alguna recomendación para los estudiantes de piano?

A mis alumnos de piano les comento regularmente que es un privilegio contar con Internet en nuestros tiempos. Con unos escasos clics puedes acceder gratuitamente a trascendentales videos en Youtube de grandes intérpretes y hasta clases magistrales dictadas en cualquier parte del planeta. Por otra parte, las recomendaciones de siempre que hay que recalcar, estudio lento y consciente, grabarse mucho aunque nos decepcionemos por instantes de los resultados, escuchar mucha música de todos los géneros, formas y estilos, esmero en el dominio de la técnica para poder traducir en el piano el mensaje del autor, en fin, parafraseo al gran pianista ruso Vladimir Horowitz, quien decía que se necesitaban tres elementos para la óptima interpretación: "cerebro, corazón y dedos".

ENTREVISTA REALIZADA POR FRANCISCO HERNÁNDEZ